Nota: Sol Romero   |  Foto: Martín Pravata
Bimbo, Custodio y su ejército de Feminazis
12.04.2018 | Teatro Selectro
Bimbo-tapa-1.jpg

Reírse de los enemigos puede ser la mejor de las salidas. Pasaron las mostras de Srta Bimbo y Noelia Custodio por Mendoza y Muchamerd estuvo presente para convidarte en fotos y palabrerío lo que pasó la noche del sábado.

Las pibas afuera. Las pibas afuera esperando que se desocupe una butaca, que alguna de las personas que compró su entrada on line no venga. Se agotaron las entradas. Colmaron el Selectro. Incluso algunas vieron el show paradas. Señorita Bimbo y Noelia Custodio se lucieron en Mendoza con su show de gordas feministas y porreras.

 

 

La deconstrucción personal y el ataque general al sistema machista opresor es permanente y tiene ya sus años. Pero en el último tiempo ha crecido a los pedos. Las grandes se cuestionan y piensan en su pasado como un “nunca más”, las medianas se pelean o se alejan de aquellas amigas que restan a la lucha, y las más chicas vienen bravas, libres y luchadoras. En toda esta vorágine argentina – y mundial - de crecimiento social en búsqueda de la igualdad, ciertos personajes de mujeres lideran sin querer la lucha. Ocupan espacios masivos que nos llevan a escucharlas y a seguirlas para ver qué tiene para aportar desde sus discursos a la lucha.

 

Bimbo y Custodio son sin duda dos mujeres que tienen atrás a miles de feministas buscando reírse y deconstruirse con ellas. Bimbo, 94.200 seguidorxs. Custodio 38.800. Instagram es la pólvora, su pólvora.

 

La noche en el Selectro se hizo esperar por la cantidad de gente que quería su lugarcito. Arrancó con María Virginia Godoy (Bimbo) quién hizo su stand up en base a la paja, su niñez como gorda en un colegio de monjas, el porro y por supuesto el feminismo. Se tiró un par de chistes de la Macrisis y la explotación infantil de los talleres de Awada. Después apareció Custodio quien hizo de las suyas con casi los mismos temas, le sumó aborto legal y proyectó un par de imágenes de la marcha pro aborto clandestino sobre las cuales nos reimos a mansalva.

 

 

“Elijan su lucha” fue uno de los lemas del show de humor. Elijan con quien discutir y quien no vale la pena. “Reírse de los enemigos” fue otro, tan infalible que hoy responderemos “SÍ, diga?” Ante un nefasto: “Ey, feminazi!” Entre el humor y el porro, las bonaerenses forman, relajan y aportan desde la risa, a la deconstrucción y la lucha.

 

 

Esperábamos verlas juntas, pero nos dejaron con las ganas. Cada una hizo su monólogo por separado y a su estilo, y quizás un poco largo para la falta de recursos audiovisuales que caracteriza el stand up. Sin embargo, nos fuimos felices después de tanto humor feminista. Cantando para nuestros adentros: se va a caer, se va a caer.