0       Asociacion .jpg
Nota: Alejandro Frias  
Tres delincuentes de la palabra reunidos en un libro
28.11.2012 | Jueves 29 de noviembre a las 20.30 en la Biblioteca San Martín.

 

“Asociación ilícita” se titula el trabajo conjunto de Oscar D’Angelo, Emilio Fernández Cordón y Carlos Levy, que se presente el jueves en la Biblioteca San Martín.

 

Está claro, si dos o más personas se agrupan con fines para nada santo, lo más probable es que terminen siendo buscados por la justicia, como en el caso de Oscar D’Angelo, Emilio Fernández Cordón y Carlos Levy, responsable de “Asociación ilícita”.


Como estos personajes son bastante caraduras y se la pasan desafiando las convenciones de la sociedad, el jueves 29 de noviembre a las 20.30 en la Biblioteca San Martín van a presentar la recopilación de sus actos vandálicos, reunidos en el libro “Asociación ilícita”.


Como suele suceder con gente como D’Angelo, Fernández Cordón y Levy, tienen amigos en todos lados, en todos lados alguien les debe “algún favorcito”, así que, seguramente con presiones (no se explica de otra manera), han logrado que reconocidos hombres salgan en su defensa, como en el caso de José Luis Menéndez, quien en la contratapa del tal libro dice: “Carlos Levy abandona al poeta de la melancolía y sacude su mesa de billar; le salen carambolas con la muerte”, “Emilio Fernández Cordón deja en libertad las alas del narrador nato, ese que ha renunciado al derecho injusto, y no hace otra cosa que inventar historias; proyecta lo imposible, confiado en que las manos puedan amasarlo como a un nuevo pan”, y “Oscar D’Angelo lo hace desde un plano concreto, enclavado en la historia, una materia que conoce como si hubiera sido el primer hombre, y resguarda, como si fuera el último”.


Y como si esto fuera poco, concluye: “Juntos concretan esta forma de sentir la vida que es contarla. Pero en ellos nada se produce sin causa, y cada hecho encuentra explicación, si de verdad se busca. Y supone un futuro, si es que realmente se lo quiere ver”.
En una anterior detención, de la que pudo zafar gracias a la astucia de su abogado, Emilio Fernández Cordón dio algunas pistas de este nuevo delito llamado “Asociación ilícita”. El sanmartiniano dijo: “En mayo de este año, en una –helada– noche de locro y amigos en San Martín, mientras fumábamos en el patio de nuestro anfitrión, se nos ocurrió la idea y tardamos no más de tres minutos en ponernos de acuerdo. Publicaríamos un libro con cuentos de los tres. Digo: Carlos Levy, digo: Oscar D’Angelo y digo: yo. Cuentos inéditos, en tres bloques de no más de veinte páginas cada uno (terminaron siendo más por cuestiones editoriales), cada bloque con un título personal. Hasta ahí todo perfecto. El asunto, peliagudo, fue ponernos de acuerdo con el título general del libro. Cenamos cuatro veces, charlamos otras, tomamos cafeses hartos, pero el título no estaba, y estaba, estaban varios, pero no coincidíamos. Tardamos cuatro meses en hacerlo, ya habíamos revisado, incluso, las pruebas de galera del libro publicado por la Editorial El Mono Armado, de Buenos Aires, pero el título no estaba. Y nos lo reclamaban. Finalmente, tomando el café número quinientos tres, Levy dijo: “Juntos son peligrosos”, le dije: “Parece una peli de Olmedo y Porcel”. Y, milagrosamente, respondió: “Y, ¿asociación ilícita?”. Y, luego de los aplausos de la gente del café de los sábados, aceptamos”.


Queda clarísimo con esta confesión cuáles son la intenciones de estos tres delincuentes, que alguna vez pretendieron que la sociedad creyera que no se conocían entre sí y que no tenían “negocios” en común, argumento que se desbarrancó la noche en que Fernández Cordón, en un arranque de arrepentimiento, confesó: “Somos muy amigos los tres desde
hace más de treinta años, pensamos muy parecido literaria, política e ideológicamente. Los tres somos del interior del interior: Oscar y yo de San Martín, Levy de Tunuyán. Frecuentamos los mismos lugares, tenemos amigos comunes. Hemos padecido vitales similares desgarros personales y sociales, en fin, eso. Pero escribimos de manera absolutamente diferente”.


¡Clarísimo!
Por eso, ciudadano, si usted es una persona de bien, el 29 de noviembre concurra a la biblioteca a las 20.30 a la presentación del mentado “Asociación ilícita”. Nuestra misión, como hombres de bien, es adquirir la totalidad de la edición de estos delincuentes, para que ninguno de sus ejemplares corra el riesgo de caer en manos de inocentes (hay recompensa).